Zurro destacó que "hubo buena respuesta y mucha ayuda de la Provincia"

Así lo dijo el intendente de Pehuajó tras el encuentro con el gobernador Kicillof y sus pares de Bolívar y Casares donde se analizó la situación derivada de la inundación en la región. A su vez, Daniel Stadnik destacó que "la Provincia ya puso el tema en agenda” aunque se trata de “una obra a largo plazo”.

9 de Mayo

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, recibió a los intendentes de Bolívar, Marcos Pisano; de Pehuajó, Pablo Zurro y de Carlos Casares, Daniel Stadnik, los más afectados por las inundaciones.

En la reunión, en la que el mandatario anunció una batería de medidas para contribuir a su recuperación, también estuvieron el senador provincial Walter Torchio y el ministro de Desarrollo Agrario, Javier Rodríguez, entre otros funcionarios.

En ese marco, el intendente de Pehuajó, Pablo Zurro, celebró los anuncios de la Provincia y afirmó: “Vine a plantear el problema de Pehuajó que tiene 126 mil hectáreas inundadas y 3 mil kilómetros de caminos rurales”. Dijo que obtuvo una “muy buena respuesta y mucha ayuda de la Provincia” para encarar obras y llevar adelante políticas que contribuyan a la recuperación, especialmente de los sectores productivos.

“El que no mira el pasado no tiene futuro”, dijo el jefe comunal al señalar que durante la gestión de Vidal “nunca traté con la gobernadora ni con los ministros. Fuimos el municipio más castigado de la Provincia”.

Por su parte, el intendente de Carlos Casares, Daniel Stadnik, refirió que el distrito “tiene 245 mil hectáreas, de las cuales 180 mil están afectadas, es decir, todo el sur del partido”. Indicó que “al anegamiento de bajos y lagunas” se suma la imposibilidad de acceso, en muchos casos porque los caminos están cortados”, producto de los 800 milímetros de lluvia que se registraron en cuatro meses.

Consignó además que junto a su par de Bolívar “le solicitamos por un proyecto del año 89 que tiene que ver con empezar con la construcción de la Ruta Provincial 50 entre Casares y Bolívar, que atraviesa este sector inundado” y que constituye la zona más afectada por la inundación. Según informó, “la Provincia ya puso el tema en agenda” aunque se trata de “una obra a largo plazo”.

En tanto, el intendente de Bolívar, Marcos Pisano, sostuvo que esta situación se da “en un momento particular donde se recolecta la cosecha gruesa, lo cual ha afectado mucho también en la traza vial que no se pueda sacar la producción”.

“Nos encontramos como siempre a un Gobernador ocupado y preocupado por la situación y un equipo que lo ha informado, nos llevamos una batería de respuestas en todo sentido y una agenda de trabajo con toda las entidades agropecuarias para llevar adelante las respuestas lo antes posible”, resaltó.

En ese marco, el ministro de Desarrollo Agrario, Javier Rodríguez, precisó que la Provincia decidió otorgar “una ayuda de 15 millones de pesos para reparar y mejorar los caminos rurales”.

“Los municipios vienen con un gasto extraordinario por esta situación y esto viene a brindar un acompañamiento”, remarcó el funcionario. La idea es “avanzar en obras de caminos que estaban dentro de la agenda del ministerio de Infraestructura a través de convenios con los municipios”.

También adelantó que “se convocó a la comisión técnica de Emergencia Agropecuaria donde se va a analizar la situación y avanzar en los pedidos de emergencia”. Seguido, mencionó que habrá financiamiento para los productores, con líneas crediticias específicas: “Tanto el Fondo Agrario como el Banco Provincia estarán brindando asistencia a los productores afectados”. 

Suscribite a nuestro Newsletter
Suscribirme